Base Fundamental

Base Fundamental

PSICOLOGÍA. BASE FUNDAMENTAL

Quiero estrenar este blog con un artículo que nos ayude a comprender el funcionamiento de nuestra mente. Comenzaré por lo más general o externo a la persona, para terminar entendiendo lo concreto de cada uno de nosotros.

Vivimos en un mundo estresante, y a veces también deprimente. Cada día estamos sacudidos dentro de nuestros propios hogares por situaciones que nos afectan directamente, como puede ser el desempleo, un divorcio, dificultades económicas, problemas familiares, etc.

Además, a ello le sumamos el tsunami de malas noticias y sobreinformación que sin querer cada día nos satura (atentados, hambrunas, guerras, mafias, corrupción …. y un muy largo etc.)

A estos dos sistemas, el familiar y el social, añadimos el sistema personal e íntimo. Que no es más que el diálogo y el trato que tenemos nosotros, con nosotros mismos las 24 horas de cada día, de cada año. Este discurso interno también se convierte en muchas ocasiones en una fuente de estrés, angustia y desánimo (nos criticamos, nos cuestionamos, nos presionamos, nos imponemos, nos faltamos el respeto…).

Al final somos carne de cañón, una diana perfecta en un mundo acelerado. En el que tenemos que COMPETIR, DESTACAR, GANAR… Tenemos que ser los más listos y tener las mejores calificaciones, tenemos que ser líderes del recreo, y que todos quieran jugar con nosotros, tenemos que llevar la ropa de la última tendencia, tenemos que esculpir nuestro cuerpo y mostrar una dentadura perfecta. Tenemos que conseguir más objetivos que los demás, tenemos que ser exitosos y reconocidos…,“TENEMOS QUE”.

Mientras estos tres sistemas interactúan entre sí (y otros muchos que en otra ocasión analizaremos), dentro de cada uno de nosotros se van generando tensiones, frustraciones y miedos que sin ser conscientes nos terminan pasando factura.

Un importante ingrediente a añadir a este coctel es el DESCONOCIMIENTO que por lo general tenemos de nuestra propia forma de FUNCIONAMIENTO a nivel PSICOLÓGICO. Es decir, nadie nos enseña, ni en el cole, ni en el instituto, ni en la familia, cómo funciona nuestra mente. En el colegio nos enseñan cómo funciona el cuerpo humano, físicamente, y estudiamos el sistema respiratorio, el digestivo, el circulatorio, etc. Recibimos una noción completa de cada órgano vital y su funcionamiento. Este conocimiento nos ayuda a autorregularnos y a gestionar nuestro cuerpo desde la tranquilidad, porque lo conocemos y controlamos… (si nos resfriamos, tomamos miel con limón, si vomitamos, hacemos dieta blanda, si nos duele la rodilla nos ponemos rodillera, si nos duele la cabeza tomamos paracetamol), en fin, por lo general, no nos asustamos, simplemente actuamos para solucionar el problema.

Sabemos gestionar nuestro cuerpo físico, porque sabemos cómo funciona. Pero, ¿sabemos hacer lo mismo con nuestra mente?…

Muchos de vosotros ahora mismo estaréis pensando … “pues es verdad, que no,… no sé…, y lo peor de todo es que ni siquiera me lo había planteado …..”

Esta es nuestra realidad, no tenemos herramientas para gestionarnos, autorregularnos psicológicamente. Nadie nos la enseñó. Todavía vivimos en una sociedad que da la espalda a la otra mitad del ser humano, ya que SÍ estudiamos y atendemos al cuerpo físico, pero por lo general se ignora a nuestra otra mitad, la mitad que da la vida al cuerpo físico, que es la MENTE. Cuando sólo hay cuerpo y ya no hay mente, la persona ya no está, ya se ha ido, murió. Mente y cuerpo es un todo, sin embargo sobreatendemos al cuerpo e ignoramos la mente. Por eso sufrimos ansiedad, depresión, fobias, estrés, insomnio, celos, inseguridad, etc. Nos asustamos porque no sabemos qué nos pasa, ni por qué, ni cómo gestionarlo. Nos sentimos perdidos e indefensos. Si en el colegio estudiáramos las mismas nociones básicas de la psique, igual que del cuerpo físico, tendríamos una sociedad más sana, más resuelta.

Una de las herramientas más útiles que podemos usar con nosotros mismos, es aceptar que de la misma forma que se resfría el cuerpo físico, debemos admitir como algo también natural que se resfríe la mente. A nivel físico, no todos los días tenemos la misma energía, hay días que estamos cansados, somnolientos, aletargados, resfriados, griposos o machacados. Pero eso no nos alarma, ni nos asusta. Sabemos y admitimos que a lo largo de la vida el cuerpo fluctúa en todos los sentidos, y lo concebimos como algo normal.

Pero la mente… ¿qué pasa si en un momento dado me da ansiedad, o me pongo nervioso, o me levanto triste, o estoy angustiado?…, ¿sé hacer algo conmigo mismo para sentirme mejor?…,¿me permito a mí mismo sentirme así, sin alarmarme ni cuestionarme porqué estoy así?…¿me permito y asumo como natural mi estado psicológico puntual, tal y como lo hago con las oscilaciones del cuerpo físico?…, ¿estás siendo tolerante contigo mismo?…, ¿estás respetando tus fluctuaciones psicológicas, o te están haciendo dudar de ti mismo?…, ¿estás siendo comprensivo contigo mismo?…, ¿o encima de que no tienes un buen día, o una buena racha, te machacas por estar así?…, ¿ésta actitud te ayuda?…Es esencial que asumamos que NUESTRA MENTE NO ESTARÁ SIEMPRE PERFECTA, debemos permitirnos pequeñas oscilaciones, sin alarmismos, ni autoreproches.

Es evidente que cuando un malestar físico persiste, a pesar de haber actuado por nosotros mismos para paliarlo, lo coherente es acudir al médico. A nivel psicológico debemos actuar de la misma manera, es decir, que si hemos reaccionado desde la tranquilidad con nosotros mismos, y hemos intentado paliar nuestro estado sin éxito, lo sensato es acudir a un psicólogo o psicóloga que nos de las herramientas justas y salir airosos.

Con este pequeño artículo comenzamos e inauguramos nuestro Blog. Con vuestro permiso desde Giráldez Psicólogos vamos a poner un granito de conocimiento e información con respecto a todo lo concerniente al ser humano y su funcionamiento mental.

Esperamos que cada artículo sirva para entender mejor las propias emociones, pensamientos y actitudes, y sobre todo que podamos gestionarlas desde la tranquilidad y resolvernos a nosotros mismos de forma exitosa.
Es un placer iniciar esta andadura, con la siempre gratificante emoción de poder AYUDAR a otras personas.
Gracia María Giráldez García.



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
CONTACTAR